242 Wythe Ave #4, Brooklyn, NY 11249
1-090-1197-9528
office@ourbusiness.com

Resiliencia: ¿Qué es y cómo ser más resiliente?

Resiliencia: ¿Qué es y cómo ser más resiliente?

La resiliencia es la capacidad de adaptarnos a las diferentes alteraciones del entorno en el que estamos, tratando de sacar de estos cambios un crecimiento continuo y un constante aprendizaje. Estos cambios pueden ser en el ámbito personal o bien, en el profesional.

Las compañías también deben ser resilientes y saber adaptarse continuamente a los cambios, con el fin de adquirir un diferencial competitivo y destacar. 

Muchas veces, una posición que hoy en día trae muy buenos resultados, con el tiempo deja de tener la misma rentabilidad, por la volatilidad del mercado. Por lo tanto, para mantener un buen profesional y retener el capital humano, las compañías integran la funcionalidad de esa persona dentro de su propio organigrama, proponiendo nuevos desafíos.

El profesional al que le sea más fácil manejar la situación, será aquél que sabe adaptarse a los cambios, cumplir los objetivos de negocio, comprender las metas objetivas y tener buena relación con los compañeros. 

Por lo tanto, no solo es importante para nuestra vida profesional, si no que también lo es para nuestra salud mental y nuestra relación con el entorno. 

 

¿Cómo ser más resiliente? ¡Te damos algunas pistas…!

  • Define cuales son tus propósitos

Cuando tenemos unos objetivos bien definidos mejoramos las condiciones para desarrollar la resiliencia, ya que no se trata de ideas volátiles, si no propósitos definidos.

  • Gestiona bien tus emociones

Es muy importante practicar la conciencia y saber analizar cada situación y cómo nos hace sentir, para poder gestionar de la mejor manera las emociones y llevar a cabo acciones beneficiosas para nosotros en esa situación. 

  • Desarrolla la confianza en ti mismo

¡Un gran reto! Pero de lo más necesario… Debes empezar a trabajar tu confianza y   tu seguridad, saber lo que vales y lo capaz que eres de afrontar cualquier situación. ¡Tu mismo te darás fuerza para superar cualquier cosa!

  • Aprende a solucionar las dificultades

Durante tu rutina y en tu entorno laboral irán apareciendo diversas dificultades y eso puede afectar la manera en cómo percibas a los clientes y a tu equipo de trabajo, puede afectar a tu tolerancia. Una persona resiliente es aquella que, además de formular una crítica, también es capaz de aportar soluciones al problema. 

  • Ten empatía

La empatía es esencial, y para ser empáticos primero necesitamos practicar el autoconocimiento. Solo quienes se conocen a sí mismos tienen la capacidad de ponerse en otra piel, logrando así ver las cosas desde otra perspectiva y por lo tanto, encontrar soluciones y alternativas.  

  • Sé proactivo

La proactividad es una pieza clave en el sector laboral. No solo para aquellos que quieren desarrollar la resiliencia, sino también para cualquier profesional que quiera destacar por encima del resto y dar buenos resultados. 

Ser proactivo va mucho más allá de tomar la iniciativa para proponer X. Es entender cuál es tu conocimiento y qué puedes aportar a tu organización. Ser consciente de la responsabilidad de tu cargo y su importancia para alcanzar las metas de la compañía. 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies